Hace tres semanas el astro del Real Madrid Cristiano Ronaldo anunció que iba a aplicarse tratamiento de células madre de medula ósea en una lesión reciente en su cuádriceps femoral, músculo que se encuentra en la parte de atrás de la pierna, debajo de la nalga.

El objetivo del que es considerado por muchos el mejor futbolista del planeta es implantarse las células en la lesión para acelerar la cicatrización y poder participar en los últimos y más importantes juegos de su equipo.

Cristiano está bien asesorado por mis colegas españoles que aplican las células madre, especialmente en equipos élites de España. El consenso es que sería la única oportunidad de retornar al juego tan rápido, cosa que no podría lograr con terapia física, medicina o con una cirugía.

Nuestro Instituto ha tenido éxito con muchos jugadores élites, el secreto deportivo lo mantenemos a petición del atleta o del club, para no afectar al jugador en futuros contratos; es por eso que no sale mucho a la luz, a no ser en un artículo como este.

Este es el caso del jugador Mark González; este tuvo hace cuatro años una lesión parecida a la de Ronaldo y fue tratado de forma muy privada por mí, a petición del entonces técnico de la selección chilena, Jorge San Paoli y su fisioterapeuta José Amador. Ambos son visionarios no solo en el fútbol sino en llevar y ofrecer a sus atletas el mejor cuidado y las técnicas más avanzadas de recuperación.

Seis meses más tarde, Mark ganaba la Copa Rusa de Fútbol con su equipo CSKA Moscú. Mucho nos alegro el éxito de Mark, no solo por su retorno después de haber sido desahuciado, sino porque quedó demostrado el valor de las células madre en el deporte.

Cuatro años después hemos tratado a un grupo de atletas élites entre los que se destacan el tenista Nicolás Lapenti, el futbolista del equipo profesional italiano Carlos Carmona, y los campeones locales de crossfit Sergio Alcántara, Jennifer y Larissa Costa. Y más recientemente el viaje relámpago de Jorge San Paoli a nuestro Instituto para tratarse una lesión con células madre que causó tanto revuelo en la prensa chilena.

Ellos han pasado por nuestro Instituto y han logrado reanudar su actividad deportiva de forma exitosa. Todos fueron tratados con sus propias células madre; la misma técnica que le aplicaríamos a usted si viniera con una lesión de rodilla, cadera, columna u hombro.

No solo son los deportistas élites sino un grupo de jóvenes deportistas cuyas carreras se hubieran visto tronchadas; entre estos, remeros, peloteros, y otros deportistas de distintas especialidades, que han llegado a nuestro Instituto a aplicarse estas técnicas.

Para ser franco todos los deportistas que se han tratado con nosotros han tenido éxito similar, o mejor, que aquellos que han viajado a Alemania. No obstante la prensa hace un revuelo cuando deciden ir fuera de Estados Unidos, sin saber que aquí realizamos el mismo procedimiento.

Link: Ir al artículo

Regresar






Nuestros Socios

BSCU, la opción inteligente en almacenamiento de Células Madre.

¡Contrata hoy mismo!
  • Desde el D.F.:
    5135 5955
  • LADA sin costo:
    01 800 999 9022

  • 044 55 3555 9635